mayo 19, 2022

5 asesinos en serie activos en 2021.

Basta con ver casi cualquier drama criminal en la televisión. Al día de hoy puede parecer que los policías siempre atrapan a los chicos malos en una hora o menos. Pero todos sabemos que eso no es cierto y la escala en la que no es cierto es un poco espeluznante según el Departamento de Justicia de Estados Unidos.

La tasa de cierre de casos de asesinatos en 2017 fue solo del 62% así que para Latinoamérica la cifra puede ser mucho más bajas y obviamente el resto quedó sin resolver. En los Estados Unidos hay alrededor de 250,000 casos de asesinatos sin resolver que aún están abiertos y aumentando día tras día y las fuerzas del orden público estiman que se agregarán alrededor de otros 6,000 a este número cada año.

Es un gran problema según Tom McAndrew un ex Policía Estatal de Pensilvania. Todos los homicidios sin resolver tienen potencialmente delincuentes que nunca han sido detenidos. La historia y la investigación muestran que es probable que un delincuente violento lo repita.

Por lo cual veamos 5 asesinos en serie activos más peligrosos del 2021.

asesinos en serie

1.- El asesino de mujeres en Chicago.

En enero de 2021 el Chicago Sun Times publicó un artículo de perfil sobre Wendolyne Williams. Le encantaba bailar decían y era una feroz protectora de sus hermanos. Ella les enseño a ir por el camino recto, a perseguir sus sueños y permanecer en la iglesia. Le encantaba cocinar y su familia la llamaba su ángel de la guarda.

Su cuerpo fue descubierto en octubre del 2002. Con heridas y signos de haberse defendido como piel debajo de las uñas que mostraba que había tratado de luchar contra quien la había matado. Y no fue solo Williams.

Wendolyne Williams

La policía cree que ella es una de las 51 mujeres de Chicago que han sido víctimas de un asesino en serie que opera en la ciudad desde 2001. Según The Chicago Tribune el recuento de víctimas puede ser de 55, 75 o más.

Para cuando las fuerzas del orden reunieron un grupo de trabajo para tratar los asesinatos como si estuvieran conectados se habían descubierto al menos 4 víctimas más potencialmente conectadas. A finales de 2020 los investigadores habían encontrado una gran cantidad de muestras de ADN que no coincidían en los casos. Pero enfatizaron que el hecho de que no hubiera ADN en la abrumadora mayoría de los asesinatos apuntaba hacia la probabilidad de que éste fuera muy cuidadoso.

Un asesino muy inteligente. ¿Pero por qué no se descubrió antes la tendencia a la falta de pruebas de ADN?  Bueno porque los laboratorios forenses del Estado de Illinois están en algunos casos 30 años atrasados en el análisis de evidencias de ciertos casos.

 2.- El asesino de la autopista 16.

Hay un tramo de la autopista 16 de Yellowhead, Canadá entre Prince Rupert y Prince George donde el paisaje incluye vallas publicitarias que advierten a las mujeres que no hagan autostop. Están ahí porque se han recuperado tantos cuerpos a lo largo de este tramo de carretera que ahora se llama popularmente la carretera de las lágrimas.

Tambien te puede interesar: ¿Quién fue el asesino del zodiaco? Investigadores aseguran que ya identificaron al criminal.

Varios medios de comunicación dicen que se desconoce cuántas personas han muerto a lo largo de este tramo de carretera. Y aunque la Real policía montada de Canadá dice oficialmente que el número es 18 Human Rights Watch junto con los grupos indígenas de la zona dicen que el número real está más cerca de 40.

Ya que muchos de los que han desaparecido o han sido asesinados pertenecen a poblaciones indígenas que a menudo son pasadas por alto. Los asesinatos sin resolver a lo largo de la autopista 18 se remontan a 1969 y en 2016 el sargento de personal de la Real policía montada de Canadá. Tuvo algunas palabras sombrías para la CBC: “He sido honesto con las familias (refiriéndose a las de las víctimas) y digo que tal vez nunca se resolverá” dijo a una agencia de noticias.

Por otro lado, un grupo de trabajo llamado e-pana se reunió en 2005 para investigar las desapariciones. Pero desde entonces el número de personas asignadas al grupo de trabajo se redujo de 70 a solo 8.

En muchos de los casos aún abiertos. Los años no han sido buenos, se pierden pruebas, han muerto testigos y a veces los cuerpos de las víctimas se pierden dentro del bosque.

la carretera de lagrimas

3.- Rainbow Maniac.

La primera víctima del asesino en serie apodado el Rainbow Maniac fue José Cicero Enrique. Fue asesinado el 4 de julio de 2007 y luego arrojado en el parque Paturis de Sao Paulo y no fue el último.

Según The Guardián 13 hombres en total fueron asesinados y arrojados al parque en el contexto de la marcha del Orgullo Gay de Brasil. Lo que llevó al jefe de la policía Paulo Fernando Fortunato a explicar: “No le gustan los homosexuales de hecho, los odia”

No fue hasta 6 meses después de que se descubrió el cuerpo de Enrique que la policía incluso anunció que sabían que estaban lidiando con un asesino en serie al que habían vinculado no solo con los asesinatos del parque Paturis. Sino con 3 asesinatos más en una ciudad cercana.

El anuncio se produjo junto con el arresto de un oficial de policía retirado dice BBC News pero a pesar de un testigo que identificó al hombre como el agresor en al menos 1 de los asesinatos finalmente fue absuelto no se realizaron otros arrestos y la violencia contra miembros de la comunidad gay de Brasil siguió aumentando.

The Guardia informó en 2018 que la delincuencia había seguido aumentando después de un asombroso aumento del 30% en los delitos violentos de 2016 a 2017. Y se informó que las amenazas hechas contra las concejalas transgénero recientemente elegidas se consideraban el presagio de otra ola de violencia en contra de la comunidad.

 4.- El apuñalador de Skid Row.

Durante mucho tiempo parecía que la Comunidad de personas sin hogar de Los Ángeles podía descansar al menos un poco más tranquila. Habían capturado al skid row stabber. Los meses de octubre y noviembre de 1978 habían sido una época aterradora. Cuando 10 vagabundos fueron brutalmente asesinados en las calles.}

Según el Times la policía se centró en Bobby John Maxwell después de descubrir dos pruebas. Las huellas de su mano en un banco cercano de la escena del crimen y el hecho de que tenía un cuchillo que podía haber hecho en las heridas en algunos de los apuñalamientos. Además, el testimonio de un hombre llamado Sydney Storch y fue un caso abierto y cerrado.

Solo que definitivamente no debió haber sido así. Años más tarde salió a la luz nueva información Storch había usado detalles de informes de noticias públicas para recopilar confesiones falsas. Que luego afirmó haber escuchado de otros reclusos como Maxwell esto fue en 1998 y sorprendentemente no fue hasta 2010 que la condena de Maxwell como el skid row stabber sería anulada y aún no había terminado.

Maxwell todavía estaba luchando contra los cargos en 2018 y finalmente fueron desestimados en agosto de ese año. Para entonces Maxwell estaba hospitalizado y en coma después de un ataque cardíaco severo. Murió en mayo del año siguiente y el verdadero skid row stabber nunca fue capturado.

5.- El asesino de la I-70.

La primera víctima fue asesinada el 8 de abril de 1992 y la última víctima conocida falleció el 7 de mayo del mismo año. En solo unas pocas semanas seis personas, todas morenas además todas eran trabajadoras de diferentes locales a lo largo de un tramo de la autopista de Missouri murieron de la misma manera.

A cada uno le dispararon con un rifle calibre 22. Había señales de agresión sexual y se extrajo tan poco de cada tienda que el robo fue descartado como motivo. Según Vox los asesinatos parecieron detenerse tan abruptamente como comenzaron. El asesino en serie nunca fue identificado.

Los testigos describieron al asesino como un tipo que había estado durmiendo con su ropa pues se veía desalineado y su ropa también completamente arrugada. Que hablaba consigo mismo repitiendo constantemente lo mismo mientras deambulaba por las tiendas donde más tarde se encontrarían las víctimas.

Algunos testigos dijeron más tarde que lo habían visto alejarse de la escena haciendo autostop. pero este no es el fin de la historia. Donald Waterhouse estaba originalmente en la lista de sospechosos supuestamente había matado a su madre y a su padrastro con el mismo rifle de calibre 22 poco antes de que el asesino I70 comenzará a sus andadas.

Pero en 1993 y 1994 Texas experimentó una serie similar de asesinatos. Pero Waterhouse estaba tras las rejas. Tres empleados más de la tienda recibieron disparos en sus lugares de trabajo y esta vez uno sobrevivió. Los dos grupos de asesinatos nunca estuvieron oficialmente vinculados por las fuerzas del orden, pero para algunos la coincidencia podría parecer demasiado obvia para ser solo una coincidencia. 

Si te gusto este artículo compártelo en tus redes sociales.