enero 16, 2022

Gary Ridgway: El asesino serial de EUA que lloró con lo que le dijo uno de los familiares de una de sus víctimas.

Gary Leon Ridgway fue en el 2003 el asesino en serie más grande de los Estados Unidos, habiendo sido el perpetrador de 48 asesinatos entre 1982 y 1998. Sencillo, Gary Ridgway escapó de la pena de muerte confesando y fue condenado a cadena perpetua.

Cabe precisar que el originario de Salt City, Utah, no solo saltó a la fama por terribles y despiadados crímenes cometidos contra mujeres, sino que porque rompió en llanto luego que el padre de sus víctimas le dedicara unas palabras durante el juicio.

Gary Rigdway

Se le llego a llamar como “el asesino de Green River”, Gary Ridgway nació el 18 de febrero de 1949. Su niñez estuvo marcada por un duro control de su madre, quien solía exhibirlo en público por orinarse en la cama.

Las personas que lo llegaron a conocer señalan que en su vida adulta mantenía un carácter amistoso y reservado. Hiba a la Iglesia Pentecostal y mantenía relaciones amistosas con sus vecinos. Pero atrás de esta “rostro”, Ridgway tenía una fijacion por las prostitutas, al mismo tiempo que su comportamiento se volvía cada vez más extraño.

Sumamente enojado por las enfermedades de transmisión sexual por las que se había contagiado, Ridgway decidió ultimar a las prostitutas con las que se veia. cuando por fin estaba con ellas, las estrangulaba, apuñalaba y después tiraba los cuerpos.

También te puede interesar: El horrible audio que grabo el asesino serial Lawrence Bittaker que se usa para probar a los agentes del FBI.

El 30 de noviembre de 2001, después de haber cometido diversos crímenes. planeaba dejar la ciudad de Renton, Washington, cuando fue detenido por la policía. Fue acusado del asesinato de cuatro mujeres. No obstante, despues se fueron confirmando muchas más muertes.

Llegó el día en que lo enjuiciaran, el 5 de noviembre de 2003. Donde fue condenado a 48 cadenas perpetuas de forma consecutiva sin el derecho a acceder a la libertad condicional por los crímenes a 48 mujeres. Eso sí, él dijo: “Maté a tantas mujeres que ya ni podía llevar la cuenta”.

Gary Rigdway

Pero, este caso estuvo marcado además por otro impactante suceso. En esa ocasión, familiares de las víctimas tuvieron la oportunidad de decirle unas palabras a Gary Rigdway. Uno a uno fue pasando: padres, hermanos y parejas de las victimas a las que les quito la vida.

Pero, su cara inexpresiva cambió totalmente cuando el padre de una de las mujeres tomó la palabra, y en un acto de compasión, perdonó al asesino, haciendo que Gary Ridgway llorara frente a todos.

“Señor Gary Ridgway. Aquí hay personas que lo odian. Yo no me incluyo. Ha hecho que sea difícil cumplir con mis creencias. Dios dice que debemos perdonar, y usted está perdonado”, enfatizó Robert Rule.

Si te gusto este artículo compártelo en tus redes sociales.